info@evangelizadores.org
+52 55 5294 9464

Educación de los feligreses ante la nueva realidad de la pandemia

Evangelizadores > Noticias > Noticias > Educación de los feligreses ante la nueva realidad de la pandemia
  • Gilberto Villareal
  • No hay comentarios

El Evangelizador de Tiempo Completo, Mauricio Ibarra Cruz, a raíz del reinicio de actividades en las parroquias fue comisionado por el Presbítero Javier Ramírez Guzmán, párroco de la Parroquia de San Antonio de Padua, para atender a un grupo de parejas que, viven en unión libre. Mauricio Ibarra atendió con todo gusto este llamado de su párroco.

Mauricio implementó los protocolos de cuidados que, tanto de la Diócesis de Atlacomulco como del Programa de Evangelizadores de Tiempo Completo, le habían hecho llegar elaborando un manual con la información de ambas fuentes. La secretaria de la parroquia les entregó este manual a las parejas, informando que sería requisito cumplir con este protocolo para participar en las pláticas matrimoniales.

En la primera sesión del domingo 27 de septiembre, algunas personas no quisieron seguir las recomendaciones del manual argumentando que todo esto es manipulación del gobierno y que se atentaba contra la economía de las familias y que ellos acudían así porque tenían fe y nada malo les pasaría.

Conociendo la resistencia de estas personas, Mauricio les proporcionó cubre bocas desechables y se les pidió usarlo por respeto a los que sí lo usaban. Ellos aceptaron y se aprovechó para explicarles la realidad del Covid con argumentos científicos y se les invitó a tomar conciencia de la responsabilidad que tienen de no contagiarse y no contagiar a otras personas siendo cabeza de familia.

Mauricio agradece a Dios que le dio la habilidad y los conocimientos, para poder convencerlos de seguir los protocolos, pues la gente en esta zona es muy necia y difícil de tratar en estos casos, hoy estas parejas que, siguen asistiendo a sus catequesis son ejemplo para los demás feligreses.

Testimonios

Yo, María Juana Esquivel Salamanca agradezco al señor Mauricio Ibarra, por compartirnos sus enseñanzas y convencer a mi pareja Adán Cárdenas Segundo que, no creía en esta pandemia, por lo que no se cuidaba y a mí me causaba temor que, por no cuidarse se infectara e infectara a mis hijos y a mí. Agradezco a Dios por cuidarnos y darnos la oportunidad de escuchar al señor Mauricio que, no solo nos enseña cosas de la Iglesia, sino cosas para nuestra vida diaria. Dios lo bendiga don Mauricio.

Autor: Gilberto Villareal

Deja una respuesta